Necropolítica electoral, fake news y manodurismo poser

El fallecimiento de Morena en Lanús es un claro ejemplo de cómo incluso la más sensible de las tragedias puede ser utilizada en una campaña electoral. El Secretario de Seguridad de Lanús, Diego Kravetz, momentos después del hecho se paseó por los principales medios de comunicación arrojando fake news que no tardaron en ser desmentidas. Tras años de prometer mano dura como todo horizonte contra la inseguridad, la postura de quienes sólo prometen balas pero hacen la vista gorda con los tentáculos del narco los lleva a buscar responsabilidades afuera de sus dominios.
Diego Kravetz, Jefe de Gabinete y Secretario de Seguridad junto a Néstor Grindetti, candidato a gobernador por la PBA.

La conmoción es total en todo el país tras la muerte de Morena, la niña de 11 años que falleció luego de ser asaltada en Villa Diamante, en Lanús.

El hecho sucedió en Villa Giardino, Lanús Oeste, Provincia de Buenos Aires, donde es alcalde y también candidato a gobernador Néstor Osvaldo Grindetti, acompañado por Patricia Bullrich, quienes en ese momento se preparaban a realizar un acto de cierre de campaña que debieron suspender, al igual que lo hicieron los pre candidatos Horacio Rodríguez Larreta, Sergio Massa y Juan Grabois.

Aunque, debido a una serie de polémicas, la cara visible del caso fue el Jefe de Gabinete y Secretario de Seguridad de Lanús, Diego Kravetz. En medio de las repercusiones del caso, el funcionario tuvo lugar en los principales medios de comunicación, desde el canal de televisión TN, el diario La Nación, haciendo dichos que eran levantados en Infobae.

 “Y mirá, me animo a decírtelo televisión: yo lo voy a ir a buscar, por supuesto. Porque aparte estoy indignado y estoy loco por la situación. No me gustaría decirlo así, pero te digo, casi con certeza, que sé dónde lo van a encontrar. Pero con certeza”, señaló efusivo Kravetz sobre uno de los delincuentes.

En sus minutos al aire, Kravetz lanzó una serie de fake news, como el decir que uno de los jóvenes que asaltó y golpeó a Morena tenía 14 años y que, casualmente, uno de esos jóvenes había sido “defendido” por la diputada cartonera del Frente Patria Grande, Natalia Zaracho, a principios del año.

Además, Kravetz sosteniendo que se trataba de menores, en diálogo con TN aprovechó para responsabilizar al Poder Judicial de PBA por no encargarse de detenerlos: “Estos son una repitencia de personas, son máximo quince mocosos que los tenemos, porque son recontra conocidos. Sabemos las cosas que hacen. No sabemos ya cómo explicarle a la justicia que los tiene que haber detenido”.

Aunque en principio la policía sí detuvo a menores de edad buscando culpables, luego de ser detenidos los verdaderos responsables de la muerte de Monera, el Ministro de Seguridad de PBA, Sergio Berni y luego la Fiscal Silvia Bussano, confirmaron que no se trataba de adolescentes, sino que los dos detenidos eran mayores de edad. Aunque, hasta eso, los medios ya mencionados habían reproducido al unísono las fake del funcionario de Lanús.

Elecciones y falsas soluciones

Lo que fue un caso de inseguridad y tal vez, a pesar de su gravedad, podría haber pasado desapercibido, tomó rápidamente revuelo nacional y no por casualidad, sino por estar tan cerca de las elecciones PASO (Primarias, Abierta, Simultáneas y Obligatorias).

Al meterse con Zaracho, salpicando de esta manera al kirchnerismo y la lista de Unión por la Patria-Justa y Soberana, quien salió a responder a Kravetz fue el propio Grabois, quien lo acusó de “montar un show que ofende el duelo de los familiares de la niña” y que “cuando alguien sobreactúa mucho algo hay dos posibilidades, o que no tenga idea de lo que está habando, o que sea cómplice”.

Para Grabois, Kravetz buscó quitarse responsabilidad y que la efusividad de este último en los medios “sirve para tocar un fibra sensible que tenemos todos cuando pasa esto, que es el miedo y el odio, la bronca que te da. El tema es si queres resolver los problemas de la gente o queres usar el dolor de la gente para beneficio propio”.

Respecto a esto que menciona el dirigente, es cierto que cada vez que existe un caso de criminalidad juvenil, los principales medios de comunicación abren de par en par sus puertas para que se escuchen en principio las propuestas “manoduristas”, como la baja de la edad de imputabilidad, que tanto Patricia Bullrich como Sergio Berni pregonan.

Mientras tanto, sigue siendo un tema el alto nivel de desempleo (21,2% en el tercer trimestre de 2022) y la informalidad laboral en el sector juvenil de Argentina, así como los altos índices de pobreza (66%) de los niños y las niñas en términos de acceso a derechos básicos como educación, vivienda, agua, hábitat seguro, etc, según datos de la Encuesta Permanente de Hogares del INDEC.

A su vez, también crecen preocupaciones sobre el aumento del consumo problemático de sustancias y adicciones en franjas etarias más bajas, alcanzando incluso a infancias, situación que viene siendo registrada en distintos informes y presentaciones de instituciones como SEDRONAR, la Universidad Católica Argentina (UCA) y la Sociedad Argentian de Pediatría (SAP).

Hasta ahora, las políticas securitarias pregonadas por Kravetz de mayor vigilancia (Lanús posee 455 cámaras de seguridad) así como el aumento de presencia policial (Lanús cuenta incluso con su propia escuela de Policía Local) no han demostrado tener respuestas favorables si, en términos del propio funcionario, se trata de “una repitencia de personas”. Tal vez esa misma ineficiencia de las políticas públicas es lo que hace al funcionario buscar los responsables afuera, buscando evitar el desgaste hacia su figura en un marco electoral.

Somos el equipo de redacción de Enfant Terrible: el resultado de millones de años de evolución aglutinados en este irreverente existir.

Te puede interesar

El aguante

Bancá el periodismo de base, cooperativo y autogestivo

Para hacer lo que hacemos, necesitamos gente como vos.
Asociate
Cooperativa de Trabajo Enfant Terrible Limitada.
Urquiza 1740 7A, Córdoba.