Lonko Mauro Millán: “Lo que pasó ayer en Mascardi es un gran retroceso para la democracia”

Villa Mascardi, la localidad donde asesinaron al joven mapuche Rafael Nahuel, es nuevamente el epicentro de una ofensiva antimapuche. El diálogo con el Gobierno Nacional se rompió con el ingreso del "Comando Unificado" que cedió a las peticiones de los sectores que reivindican el exterminio indígena. “La recuperación de la Lof toca una fibra muy sensible para el pueblo Mapuche Tehuelche, que ha generado esta reacción del empresariado, del poder político, del aparato judicial”, comentó a este medio Mauro Millán, Lonko del Lof Pillañ Mahuiza. Compartimos en esta nota su análisis del choque entre recuperación ancestral y extranjerización territorial

Por Redacción Enfant Terrible |

🕒 5 minutos de lectura

Mauro Millán es Lonko del Lof Pillañ Mahuiza.

Yo lo que estoy intentando es narrar el escenario más de fondo, para que se pueda entender qué está pasando en Lago Mascardi, entendiendo que en esta recuperación territorial hemos tocado una fibra muy sensible como pueblo Mapuche Tehuelche, que ha generado esta reacción del empresariado, del poder político, del aparato judicial.

Cuando hablamos de interpelar la concentración del territorio, es algo que incluso le toca a los extranjeros, porque acá hay un proceso de extranjerización del territorio. Mientras que nosotros estamos a la vez en proceso de recuperar esos territorios; la cuestión es que no se ha dado, de parte del estado, el mecanismo efectivo para que haya una discusión política sobre esta demanda.

Por otro lado, vemos también que el aparato judicial está tomando decisiones políticas. Primero porque omite el andamiaje de derechos que hay, derechos constitucionales, que no son aplicados. Esto vulnera nuestra posibilidad de disputar derechos en el terreno jurídico, y no deja de sorprender a los circunstanciales defensores que acotadamente tenemos. Entonces, vamos y generamos el hecho concreto: retornar al territorio. Ahí comienza el conflicto, pero también comienza la interpelación a los grupos poderosos.

“Hace horas estuvo Patricia Bullrich encabezando una marcha racista, supremacista, con consignas que prácticamente pedían nuestro exterminio”.

Cuando se está hablando de mensajes de odio, un concepto sobre el cual deberíamos reflexionar, decimos que a nosotros se nos direccionó esa idea del mensaje de odio desde el momento en que empezamos a reclamar derechos, y las consecuencias son muy claras. Tenemos varios jóvenes muertos del pueblo Mapuche y muchos estamos judicializados. Yo tengo un pedido de prisión de 4 años por haber acompañado a una comunidad a retomar a su territorio.

El estado no tiene el ánimo de discutir este conflicto, que no sólo pasa en Winkul, Mascardi, pasa en todas las provincias que conforman hoy la Patagonia. Pero nos focalizamos en Mascardi, donde se encuentra Diego Frutos, un "vecino" que en realidad vive en Buenos Aires, es militante del PRO y le hace la campaña a Bullrich, porque marchó con ella hasta la zona. Este hombre ha generado inclusive un autosecuestro. Hace poco intentó denunciar que fue secuestrado por la comunidad, de hecho fueron todos los medios y se dieron cuenta que era una falacia. Hicieron una parodia. De esta manera ha generado mucha violencia direccionada hacia la comunidad, para que la gente tenga esa empatía sobre el discurso de este personaje y antipatía hacia la comunidad.

“La comunidad está conformada por familias. Lejos de ser narcotraficantes, terroristas, envían a sus hijos, niños y niñas a la escuela de Mascardi, donde más del 50% de las matrículas es Lafken Winkul Mapu”.

Cuando se generó este operativo represivo denominado "Comando Unificado", un ejército que arremetió contra una pequeña comunidad, detuvo a 8 mujeres -dos embarazadas-, la Machi, que es nuestra médica, con su niño de cuatro meses y otro de tres años, detienen a 5 niños que se pierden producto de la represión en el bosque. Ayer hicieron un operativo de rescate los mapuches y compañeros que fuimos a solidarizarnos. Tuvimos que rescatar niños, sin embargo, mientras tanto el ministro de Seguridad Aníbal Fernández, sale a comunicar vía Twitter que se había consumado el desalojo de manera ordenada y que no había habido violencia. Entonces, ¿Cuál será el parámetro de la violencia para este funcionario? Porque si para él esto no es violencia, no quiero imaginar cuando materialice el grado más alto de su violencia.

Lo que pasó ayer en Mascardi es un gran retroceso para esta democracia que cada vez se hace más estrecha, para un estado fallido que es incapaz de interpelar el poder que perpetuamente se ha beneficiado de la benevolencia de la gestión de este estado, porque ha creado normas constitucionales que son incapaces de aplicar, porque está generando sus políticas hacia una parcialidad, que es la del supremacismo empresarial y racista.

La Gobernadora Arabella Carreras salió a hablar de soberanía, dice que "está en peligro la soberanía". Hace no mucho, la justicia le ordenó al magnate inglés Joe Lewis que tenía que abrir el camino de Lago Escondido para que la gente común -mapuche y no mapuche-, tenga derecho a conocer y disfrutar del lugar. Quien apeló ese fallo fue el Gobierno de Río Negro, para que se vea el nivel de hipocresía que existe en la clase política.

A lo largo de la historia del Pueblo Mapuche, desde que el estado asesino ocupó militarmente nuestro territorio, hubo distintas formas de denominarnos: "indios", "borrachos", "ladrones", "sucios". No éramos funcionales a la civilización, éramos la escoria de la escoria y como no nos pudieron eliminar físicamente, pasamos a tener esa clase. Nos pudimos organizar, nuestras abuelas y abuelos salieron a flote, incluso en términos económicos, es un capítulo de supervivencia de nuestra historia. Pero nuestra historia tiene que ser entendida como que no pasó hace 500 años, pasó hace muy poco, está a la vuelta de la esquina.

“Mi bisabuelo y bisabuela vivieron en carne propia la Conquista del Desierto y mi abuela los daños colaterales”.

Hoy, que estamos retomando nuestra cultura, nuestra filosofía, nuestra espiritualidad, nuestra ideología y por supuesto que estamos demandando derechos especiales porque somos un pueblo, no una clase, ni una cooperativa, ni un sindicato: somos un pueblo. Este levantamiento del Pueblo Mapuche Tehuelche genera preocupación en ciertos sectores, entonces ahí comienzan a construirse discursos para descalificar, porque la gran mayoría que conforman el pueblo argentino, no tienen los beneficios que tienen ellos, entonces tienen que buscar empatía y lo hacen a través de la prensa mercenaria, la complicidad del aparato judicial y en el poder político.

El relato construido sobre nosotros tiene que asustar, entonces ¿qué asusta a nivel planetario hoy? El concepto del terrorismo, asusta mucho. Pero tenemos que discutir que los estados también generan terror, porque cuando estamos pendientes de que nos van a desalojar comienza, en ese preciso momento, el terrorismo estatal. Que nos califican de terroristas no sólo tiene la intencionalidad de consumar su idea de represión y muerte, sino de buscar empatía, desinformando a la gente y creando problemas.

*Segundos después la conversación telefónica con Mauro fue intervenida y la llamada se cortó en medio de los ruidos: “Tengo mi celular absolutamente intervenido, pero como no tengo que ocultar nada, tengo que hablar, no puedo estar cambiando de chip cada dos por tres” comentó luego el Lonko.

También te puede interesar:

Redacción Enfant Terrible

Somos el equipo de redacción de Enfant Terrible: el resultado de millones de años de evolución aglutinados en este irreverente existir.

¿Sabías que Enfant Terrible se sostiene principalmente con aportes de suscriptores?

Espacio publicitario para quienes nos bancan 💪

searchclosebars linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram