Prisión para dos policías aficionados al gatillo fácil

Dos oficiales de la policía de córdoba fueron condenados a 11 y 5 años de prisión por asesinar a José "Beco" Ávila en 2020. Tras fusilar a la víctima, que se dedicaba a la venta ambulante, ambos acusados se dieron a la fuga e intentaron encubrir el hecho. Un mes después del caso, fue fusilado Blas Correas en la misma ciudad. El gatillo fácil en Córdoba no guardó cuarentena.

Por Redacción Enfant Terrible |

🕒 2 minutos de lectura

El 4 de julio de 2020, durante el invierno en el que regía el aislamiento social preventivo y obligatorio decretado por la pandemia de Covid-19, dos policías de la provincia asesinaron a tiros y sin mediar palabra a José "Beco" Ávila y dejaron el cuerpo tirado en la calle Caracas al 5000 ubicada en Villa Libertador.

Los dos efectivos, son el suboficial Lucas Gonzalo Navarro, autor del disparo, y el cabo Sebastián Gabriel Juárez, quienes tras disparar a Ávila en el abdomen, se dieron a la fuga y no dieron aviso a los servicios sanitarios ni reportaron el homicidio ante sus superiores.

Navarro fue acusado de homicidio agravado por el uso de arma de fuego y condenado a 11 años de prisión, mientras que Juárez fue hallado culpable de encubrimiento agravado y omisión de los deberes de funcionario público y condenado a 5 años de prisión y 5 años de inhabilitación.

El fiscal Marcelo Hidalgo había pedido la condena a prisión perpetua para Navarro y cinco años y seis meses de reclusión para Juárez. En sus últimas palabras, Navarro pidió perdón a su familia por lo sucedido. "No tuve la intención de matar a nadie", manifestó, aludiendo que el crimen fue un "accidente de trabajo".

La historia de Ávila, que se dedicaba a vender ropa para subsistir y buscaba trabajos ocasionales no es un hecho aislado, ya que los casos de gatillo fácil y abusos policiales durante el aislamiento suman una larga lista de víctimas a manos de las fuerzas de seguridad.

Una semana después de la muerte de Ávila, fue fusilado Blas Correas en Córdoba. En San Luis fue detenida y asesinada en una comisaría Florencia Magalí Morales. En Buenos Aires Facundo Astudillo Castro fue detenido por la policía y permaneció desaparecido durante toda la cuarentena hasta que se encontraron sus restos

También te puede interesar:

Redacción Enfant Terrible

Somos el equipo de redacción de Enfant Terrible: el resultado de millones de años de evolución aglutinados en este irreverente existir.

¿Sabías que Enfant Terrible se sostiene principalmente con aportes de suscriptores?

Espacio publicitario para quienes nos bancan 💪

searchclosebars
linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram