La falopa, el PROhibicionismo y los privilegios de clase

Uno de los elementos centrales del discurso de la derecha apunta y dispara contra las campañas de reducción de daños por consumo. El paradigma del prohibicionismo conservador con tufo electoral fue el retrato que enmarcó la polémica por el flyer de ARDA en Morón. Al mismo tiempo, algunas organizaciones sociales y territoriales denuncian que es peligroso romantizar el consumo y promoverlo como un privilegio de clase. 

Por Redacción Enfant Terrible |

🕒 6 minutos de lectura

Desde el municipio de Morón, a cargo de Lucas Ghi (FdT), se lanzó un folleto sobre reducción de daños en materia de uso de drogas pensado para aquellas personas que por diferentes motivos no pudieran tener acceso al sistema de salud formal o que requirieran de esa información por tratarse de usuaries actives. Automáticamente la maquinaria de las derechas de la Argentina se puso en marcha. Con el sambenito de que el progresismo es "narco" dirigentes de primera línea como Diego Santilli (que buscará la gobernación de la provincia de Buenos Aires en 2023) y la presidenta del PRO Patricia Bullrich, a la sazón ex Ministra de Seguridad del gobierno de Mauricio Macri salieron a criticar el folleto.

““Tomá poquita COCAÍNA para ver cómo reacciona tu cuerpo”, le recomienda el Municipio de Morón a nuestros pibes. Esta gente gobierna la Provincia mas grande del país.” Dijo Santilli vía Twitter.

“¡Lo que nos costó la lucha contra el narcotráfico para que ahora vengan a hacerle propaganda! La ley es una obligación, no es una opción. Irresponsables: ¡dejen de jugar con el futuro de nuestros jóvenes!” Dijo Bullrich vía Twitter. 

¿Qué plantea el folleto?

El folleto plantea algunos puntos clave a tener en cuenta a la hora de hacer uso de ciertas drogas o sustancias. Por ejemplo, “Cocaína/pastillas: andá de a poco y despacito. Tomá poquito para ver cómo reacciona tu cuerpo”. Además, estuvo acompañado del comentario del intendente del municipio que dijo que no alentaron ningún tipo de consumo sino que lo que buscó la política de difusión fue concientizar en torno al uso de drogas y sustancias y hacerse cargo, como Estado, de la problemática.

¿Qué es la “política de reducción de daños”?

Las políticas de reducción de daños en Argentina tienen que ver con la difusión de información que ayude a las personas que son usuarias de drogas y sustancias a hacerlo con la menor cantidad de riesgos posibles. Además, está acompañada de otras que buscan abordar el conflicto de los consumos problemáticos. Lo que busca este enfoque es comprender que la persona que hace uso de drogas no va a dejar de hacerlo porque le digan que no lo haga, sino encontrar las formas de que ese uso sea lo más responsable posible y reduzca los daños al mínimo. Además, plantea abordajes vinculados al usuario como persona deseante y con derecho a hacer uso de ellas, respectivamente. 

Reducción de daños vs prohibicionismo

Existen organizaciones sociales que trabajan en torno a la reducción de daños tales como Reset o ARDA Drogas (Asociación de Reducción de Daños), la segunda estuvo a cargo del armado del folleto en cuestión. Ambas son asociaciones civiles que trabajan desde el enfoque de Derechos Humanos en torno al uso de drogas y la reducción de daños a través de la difusión de información que garantice el acceso a políticas de Estado que acompañen a les usuaries y no les castiguen. En el caso particular de consumos problemáticos estas organizaciones junto con el Estado han desplegado políticas de contención y de trabajo de acompañamiento. Sobre todo el Sedronar (Secretaría de Políticas Integrales sobre Drogas de la Nación Argentina) se encarga de poner en práctica esos dispositivos cuando se trata de ese tipo de problemática. 

La política de difusión llevada adelante por el municipio de Morón busca reducir al mínimo los daños que pueda acarrear el uso de ciertas drogas y sustancias entendiendo que su prohibición no evita el consumo sino que van por caminos diferentes. Ninguna política prohibitiva redujo delitos, prácticas o usos. Al contrario. Fortalece sistemas por fuera del Estado vinculados a la clandestinidad y la ilegalidad. El enfoque de reducción de daños entiende que les usuaries ya son parte del problema o de la solución de esto a lo que algunos sectores dieron a llamar “apología de las drogas”. En este sentido, se entiende que les usuaries son sujetos activos de derechos, sujetos deseantes. Sin embargo, algunas organizaciones sociales salieron al choque ante la difusión del folleto. Una de ellas planteó que la reducción de daños es un enfoque elitista y de clase media/alta que no tiene en cuenta los problemas que acarrea el consumo de drogas y sustancias en los barrios populares. 

El MTE (Movimiento de Trabajadores Excluídos), por ejemplo, habló del romanticismo de los consumos y los privilegios de clase en una publicación de instagram. En la misma plantea que el enfoque de reducción de daños está vinculado a un sector social de la sociedad y que “el Estado está lejos del territorio y de la realidad de lxs pibxs”.

En este sentido, la organización manifestó que una parte de las juventudes de los barrios están “destruidxs por el consumo” y que el abordaje de reducción de daños no es suficiente. En este sentido, agrega que la campaña lanzada por el intendente de Morón se desentiende de la necesidad de llevar a cabo políticas públicas “reales” que aborden los conflictos del cotidiano de “lxs pibxs”, que no necesitan “consejos” sino “la presencia del Estado”.

Sin embargo, la presencia del Estado se constituye de múltiples formas. Una de ellas, es sin lugar a dudas, a través de la política vinculada a la difusión de información. Para que el uso de drogas presente los menores riesgos posibles es menester conocer cuáles son las formas que pueden reducir al mínimo los daños y riesgos. En este sentido, es comprensible el planteo de la organización social mencionada en tanto que a los barrios populares el Estado llega de forma fragmentaria. Pero el saber es poder y que les pibes accedan a información que garantice si no totalmente, parcialmente, el acceso a herramientas de salud, es una forma de intervención del Estado que acompaña otras tantas políticas públicas en materia de uso de drogas. 

Punitivismo y política de reducción de daños

El intendente Ghi, en diálogo con la TV pública, planteó que el punitivismo nunca salvó ninguna vida y dijo que “lo que está claro es que las cosas suceden más allá de la voluntad o deseo de cada uno y en ese marco adscribimos a un enfoque, un paradigma que tiene que ver con la política de reducción de riesgos y daños en el consumo que se viene aplicando en países que estos referentes -en referencia a los dichos del diputado Santilli y la ex ministra Bullrich- toman como modelo”. El intendente planteó en ese sentido que está política fue aprobada a través de una ordenanza votada de forma unánime, es decir, todos los bloques, incluído el bloque PRO, estuvieron de acuerdo. 

El punitivismo, ha fracasado, el modelo punitivo en torno al uso de drogas, ha fracasado, planteó el intendente y las diferentes organizaciones. En este marco es que fue lanzada esta campaña que tuvo como objetivo brindar información a quienes son usuaries de drogas y sustancias. Está lejos del espíritu de la campaña fomentar el uso de drogas o hacer “apología de las drogas”. 

“Qué hacemos con esa persona que está atravesando una situación de consumo problemático? ¿Lo criminalizamos, lo escondemos, lo perseguimos o lo acompañamos?” dijo el intendente y agregó que se están llevando adelante políticas de abordaje de los consumos problemáticos en el municipio. “Duplicamos el presupuesto en lo referido a prevención, fortalecimos los equipos de intervención, generamos centros de atención en los barrios, tenemos un convenio con el Sedronar, abriremos una Casa Joven en unos pocos meses. Hay que dejar de mirar para otro lado”. La campaña en cuestión, entonces, no se llevó adelante sola sino acompañada de otras que abordan la problemática de forma integral e interseccional. Descriminalizar a las personas que son usuarias de drogas es un pequeño gran paso para terminar con un modelo de Estado fuertemente punitivo, que las persigue y condena. 

También te puede interesar:

Redacción Enfant Terrible

Somos el equipo de redacción de Enfant Terrible: el resultado de millones de años de evolución aglutinados en este irreverente existir.

¿Sabías que Enfant Terrible se sostiene principalmente con aportes de suscriptores?

Espacio publicitario para quienes nos bancan 💪

searchclosebars
linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram